La Crisis según Lola

José Camello

Durante los meses de pleno verano, la administración autonómica extremeña no ha permitido que la caldera de su locomotora, marca Derroche, parara un solo instante. Cada mañana me  asaltaba la sensación de que en su interior se está cociendo un futuro drama, cuando comiencen a agotarse los recursos de los que, graciosamente, disponen nuestros administradores. El invierno que se avecina puede sorprendernos, en cualquier caso, pero no lo hará sin que vistamos las mejores galas. Faltaría más. Así, uno puede levantarse sabiendo que "Extremadura adquirirá un superordenador a la corporación HP" por 7.749.951 euros para "cálculo científico y técnico". También tiene la ocasión de comprobar como la redacción de la noticia en la web institucional y en un periódico son idénticas. Por cierto, que las ayudas anuales extremeñas a investigación y desarrollo superan levemente el millón de euros, repartidas entre decenas de programas.

En paralelo, los mismos tienen puesto en marcha el vehículo a todo motor marca ACME, modelo Atropello. Ese mismo Consejo de Gobierno, del 29 de agosto, aprobó la instalación de 22 parques eólicos en Extremadura, dentro de la política de "solidaridad" energética con el resto del Estado que está dejando nuestro medio natural como un solar...hipotecado.

Previamente, la Consejería de Cultura y Turismo autorizaba la Producción, planificación y realización de campaña de difusión del producto “Turismo de Extremadura” en diversos medios de comunicación” por un importe de 1.800.000 euros. El concurso, por el cual se difundirá a nivel nacional la imagen turística de Extremadura, dota a la producción de los consiguientes soportes, incluido el spot publicitario, con 250.000 euros. Por encima del actual precio medio de mercado, a nivel cima. Apenas semanas antes, Marca Extremadura aprobaba una campaña de propaganda ideológica, también para su difusión nacional, por un importe de 5.900.000 euros, valorando en ¡900.000 euros! la producción del spot de 30 segundos, que eso sí es una buena dote. Sorprendentemente, la compra de espacios publicitarios para Marca Extremadura triplica, dentro de su escandaloso coste, lo destinado a promoción del turismo. 

La misma empresa pública, Marca Extremadura, iniciaba las gestiones a finales de julio para contratar un reportaje sobre el 25 aniversario del Estatuto fijando un coste de 200.000 euros más, cuya adjudicación ha recaído en la productora madrileña JLC Asociados, que tendrá como primer cometido resucitar a Leni Riefenstahl, de cara a desarrollar el trabajo en las condiciones propuestas.

Al tiempo, la empresa pública Canal Extremadura TV incluía en el DOE un anuncio de 25 de julio de 2008 por el que se hacía pública la convocatoria, por procedimiento abierto y tramitación ordinaria, para la contratación del servicio, por un importe de 400.000 euros, de “Producción de los espacios autopromocionales de Canal Extremadura TV”. Convocatoria que, al parecer, viene a suplir a otra, idéntica, de 30 de octubre de 2007, mediante la que se invitaba a la presentación de ofertas para la contratación de una empresa encargada de la realización de “Espacios Autopromocionales” , también de Canal Extremadura TV. La empresa adjudicataria resultó pertenecer al grupo empresarial Juan Nicolás e Hijos, actualmente en suspensión de pagos, y estar vinculada por ello con la empresa de tv local cacereña "Via Norba TV", administrada por Federico Suárez, ex-presidente del PSOE extremeño. El nuevo concurso se produce tan solo nueve meses después del original, y sus exigencias técnicas, económicas y de "recursos humanos" hacen saltar a la vista su adecuación al presumible adjudicatario, por un obvio proceso de deducción, al alcance de cualquier profesional extremeño del sector. Una de las dos únicas candidatas fue adquirida hace meses por la propiedad de Via Norba TV, casualmente. Los trabajadores de Canal Extremadura TV, funcionarios públicos, no ponen pega alguna a que se produzca fuera de la casa más del 95% de los contenidos que se emiten a diario. Y subiendo. Incluidas las autopromociones, esto es, los espacios que promocionan los programas que se emiten en la propia Canal Extremadura TV. Lamento comunicar que no sé a qué cometido en concreto se dedica la plantilla del medio público durante la jornada laboral. Carezco de imaginación, como bien saben ellos mismos. De hecho, ya estoy mareándome. Necesito café y ocho horas para tomarlo. Como ellos, vamos.

A primeros de agosto la Presidencia de la Junta, por mor de la Vicepresidenta Primera y Portavoz, declara desierto el concurso abierto para la adjudicación de las “Concesiones de programas para la explotación, en régimen de gestión indirecta, del servicio público de Televisión Digital Terrestre de ámbito local, en la Comunidad Autónoma de Extremadura”. En este concurso consta la participación de empresas relacionadas con el anterior presidente de la Asamblea, a la sazón también Federico Suárez, esposo actual de la Consejera de Cultura, así como otras compañías "cercanas" a José Villa Habas, uno de los ideológos del medio público Canal Extremadura TV y principal candidato, en su día, a su dirección, recaída finalmente en otra caspa distinta, lo suficientemente maleable. En el interín, el señor Villa ha sido, hasta su cese...en julio, director general de Turismo, a las ordenes de la Consejera de Turismo, Leonor Flores, esposa del ubicuo Federico Suárez. Hallar la salida de este laberinto no es tarea fácil, desde luego. Ni con el ovillo de hilo, oiga. Las empresas perjudicadas por la decisión -después de esperar pacientemente a que la Vicepresidenta se reincorporara al trabajo tras su baja por alumbramiento, a lo que se suman otros retrasos también de tipo genital, si bien más bien de naturaleza alegórica-, coherentes con el hecho de ser tildadas de chapuceras e insulsas, amenazan -sin dar- con entablar acciones legales contra la Administración. En paralelo, y a fecha de hoy, las dos empresas concesionarias de las televisiones privadas autonómicas, que deberían estar emitiendo (Prisa y Blas Herrero), no han dado señales de vida. El sector audiovisual autonómico marcha viento en popa sobre su mar de caspa y testosterona, pues. 

No contentos con todo ello y con metálico en los bolsillos, el Consejo de Gobierno de la Junta de Extremadura del día 29 de agosto autorizó a la Consejería de Cultura y Turismo la contratación del Servicio de Producción del Festival de Música Play-Cáceres, unos días después de que el consistorio cacereño perdiera apenas unos 200.000 € al promover un concierto del cantarín colombiano Juanes, en un apenas surrealista y nostálgico deseo de unir los conceptos intelectuales "camisa negra" y "gestión cultural". El objetivo de este nuevo Festival ya citado es "promocionar turísticamente la ciudad de Cáceres y ahondar, de este modo, en la oferta de turismo cultural (sic)". El presupuesto con el que la Consejería de Cultura y Turismo contará para contratar el mencionado Servicio será de 1.065.156 euros, en este ejercicio. Repartido de la siguiente manera: 582.500 euros en artistas  y producción. 482.500 euros en promoción. El anuncio televisivo lo producirá, vía elección a dedo, Viernes Producciones, una de las perpetradoras de los ocios televisivos del régimen. El cartel de artistas del Festival recuerda, si descontamos a Albert Plá -que parece Van Helsing entre los zombies-, la sección de discos del Carrefour o las promociones de El País. A los clientes de uno y otro está destinado el susodicho, además de combatir la deserción de estudiantes de la Universidad por la pérdida del botellón, el principal referente cultural autóctono y digno de mención. Entre las bandas elegidas están, por supuesto, Gecko Turner y Luis Pastor, dos personajes que visten en el mismo modisto, a quien han encargado ya una camiseta púrpura con la leyenda "Lola sí, refinería también". En fin, el coste del festival Womad, por poner un ejemplo , permanentemente en crisis económica, es de alrededor de 400.000 euros, sufragados por hasta cinco instituciones distintas. Los cacereños cercanos a la movida "cultural", y a ambos partidos en ejercicio, han hecho correr la voz de que este festival, de nombre también anglosajón, contribuye a equilibrar la balanza histórica de desequilibrio, en términos de derroche, con los fastos de Mérida y Badajoz. Excelente argumentación que calará hondo entre la ciudadanía y los partidos nacionalistas de Catalunya. También entre los cooperantes y los últimos de la fila en las listas de espera de la sanidad. Por supuesto, también entre los investigadores, que deberían haberse dedicado a la música, en particular a la que le guste a Leonor. No digamos ya la que le guste a su marido, o a sus respectivos retoños, dedicados, curiosamente, al sector audiovisual.


En la misma fecha, "el Consejo de Gobierno de la Junta de Extremadura ha autorizado a la Consejería de Cultura y Turismo la celebración de un Convenio de Colaboración con la empresa pública GEBIDEXSA S.A.U. para la promoción de los Palacios de Congresos de Mérida y Badajoz y de los activos turísticos promocionales, así como para la realización de actuaciones para promocionar la candidatura de Cáceres 2016 como Capital Europea de la Cultura. Este convenio, cuyo presupuesto asciende a 1.600.000 euros y que será íntegramente asumido por dirección general de Turismo de la Consejería de Cultura y Turismo, tiene como finalidad la puesta en valor de los mencionados Palacios de Congresos así como de los activos turísticos patrimoniales con la finalidad de atraer un mayor flujo de turistas a la región, además de promocionar la candidatura de Cáceres 2016". Suma y sigue. Viva la Pepa.

Y dice la hoja parroquial, también conocido como el periódico que casi compra Gallardo: "Es nuestro origen (la Ribera del Marco) , pocas ciudades tienen un riachuelo que nace en su propio seno con tanta historia", subrayó Víctor Santiago. Por ello se pondrán en marcha dos programas paralelos que suman un desembolso de 420.000 euros con cargo al plan europeo Urban: el primero (200.000 euros) dinamizará culturalmente el entorno, y el segundo (220.000 euros) promocionará y fomentará el conocimiento de la Ribera, sobre todo entre los propios cacereños... El programa cultural ha sido adjudicado por concurso público a la firma extremeña E-cultura, que ya está trabajando con otras empresas de toda España vinculadas al arte y al ocio para concretar los contenidos". Esto último hace referencia a la empresa vasca Ubiqa. E-Cultura es de todos conocida por su alineación titular y su capacidad de adaptación al medio, a las bandas y a la delantera, dejando la portería para el que no sepa jugar a la pelota. Y sigue el "periódico": "Pero antes hay que concienciar a la población, difundir el significado histórico y ambiental de la zona, y eso es lo que hará el ayuntamiento con el segundo de los proyectos previstos. Adjudicado a la unión temporal de empresas formada por la firma madrileña Ecumedia y la barcelonesa Data Sampling, consistirá en dar a conocer el entorno del Marco".  Lo primero que han hecho unos y otros es organizar paseos por la Ribera y un taller de documentales. No sé de qué me suena esto. Probablemente a ambos, y a otros entretenimientos, podrán acudir los nuevos vecinos de los miles de pisos construidos durante 2007 y 2008 en el entorno de la Ribera del Marco y el Calerizo, en calidad de interesados.

El mismo Consejo de Gobierno de finales de agosto: "El Ejecutivo ha autorizado la firma de un Convenio de Colaboración con el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio, el Área de Desarrollo Local de la Diputación de Badajoz y la Confederación Empresarial de Turismo de Extremadura para el desarrollo de un Plan de Dinamización Turística para la Zona Tierra de Barros-Zafra-Río Bodión. Este plan tendrá una duración de tres años. Su objetivo es mejorar la calidad turística de las citadas comarcas, así como la competitividad de su sector turístico desde el punto de vista económico, social y medio-ambiental, tendrá una dotación económica de 2.803.002 euros. De ellos, cada una de las administraciones que participan en el convenio (Ministerio, Consejería y Diputación) aportará 934.334 euros".  Apenas unas semanas antes había finalizado el plazo para las alegaciones al proyecto de refinería en Tierra de Barros, plazo de 30 días, el mínimo legal. En el apartado energético-corporativo, Industria, Energía y Medio Ambiente (sic) somete el día 12 de septiembre a información pública, "con motivo del fallo del Tribunal Superior de Justicia" y sin más trámite,  la solicitud "modificada" de autorización de impacto ambiental promovida por Iberdrola en la localidad de Alange, en lo que a todas luces parece una actuación no acorde con la legalidad.


Finalmente, la Consejería de Administración Pública y Hacienda, por resolución de 14 de agosto de 2008, de la Secretaría General, convoca, por procedimiento abierto, la contratación del servicio de “Realización de controles financieros a determinadas sociedades participadas por la Junta de Extremadura y otros entes públicos”. Presupuesto: 138.000 euros. Las comparaciones son odiosas, desde luego. Con ese dinero, que no llega ni para hacer un vídeo de cinco minutos, se pretende alborotar semejante gallinero...

En fin, me voy al Hogar del Pensionista, que me dicen que el "chato" está a treinta céntimos.

http://laverdaddelpajarito.blogspot.com/2008/09/la-crisis-segn-lola.html

Sept 2009

 

Comentarios
Añadir nuevo
Nombre:
Email:
 
Título:
Código UBB:
[b] [i] [u] [url] [quote] [code] [img] 
 
 
:angry::0:confused::cheer:B):evil::silly::dry::lol::kiss::D:pinch:
:(:shock::X:side::):P:unsure::woohoo::huh::whistle:;):s
:!::?::idea::arrow:
 

3.26 Copyright (C) 2008 Compojoom.com / Copyright (C) 2007 Alain Georgette / Copyright (C) 2006 Frantisek Hliva. All rights reserved."

 

El Bueno

EL FEO

EL MALO

UNO QUE PASABA POR AQUI